El imputado es un hombre de 60 años. La víctima confesó el abuso a su hermana mayor.

La fiscal Penal de Violencia Familiar y de Género de Orán, Soledad Filtrín Cuezzo, imputó provisionalmente a un hombre de 60 años por los delitos de coacción y por abuso sexual simple agravado por el vínculo y la situación de convivencia preexistente con una menor de 18 años.

La intervención del Ministerio Público Fiscal inició luego de que una mujer denunciara que el domingo pasado mantuvo una discusión con su pareja, por lo que decidió retirarse del domicilio que comparten junto a la hija de ambos, de 12 años.

La denunciante manifestó que horas más tarde recibió un mensaje del hombre por la aplicación de mensajería Whatsapp en el que le expresaba: “Si no volvés a la casa te voy a mandar una foto para que quede en tu conciencia”. La foto enviada correspondía a un arma de fuego.

La mujer decidió retornar al hogar, pero su hija de 12 años se negó rotundamente y le manifestó a su hermana mayor que su papá la había sometido a tocamientos.

Ante ello, la fiscal Filtrín Cuezzo inició una investigación penal e imputó provisionalmente al hombre por abuso sexual simple agravado por el vínculo y la situación de convivencia preexistente con una menor de 18 años.

Por admin