El joven afirma que su mamá aún está esperando el material ortopédico para ser operado y en el hospital de Orán lo tienen dando vueltas con la derivación a Salta capital.

Al contrario de lo que había anunciado el gerente del hospital San Vicente de Paul, por Radio A, Agustín Salas aclaró que su mamá aún está esperando los materiales ortopédicos para poder ser operada en la pierna luego de haber sufrido un accidente. Anunció que esperará hasta la tarde de hoy y si no tiene respuesta se encadenará en el nosocomio junto a familiares.

Asegura que en el hospital le están «dando vueltas» con la derivación a Salta capital.

«Me están dando vueltas. Siento bronca e impotencia. No sé si llorar para que vean que necesitamos esos aparatos. Es injusto, no estamos pidiendo nada más porque nosotros ponemos los insumos. Queremos una respuesta clara».

Relató que el mismo Ministro de Salud se comunicó para hacerles saber que el Ministerio se iba a hacer cargo de los materiales ortopédicos.

Los problemas comenzaron al momento de iniciar los trámites. El primer obstáculo fue en el hospital donde les dijeron que no podrá ser porque la paciente tiene obra social (Incluir Salud), allí les dijeron que la prótesis llegaría entre 5 a 6 meses.

«Entonces hablamos con el intendente para ver cómo podíamos hacer para que se agilice el pedido porque mi mamá necesita lo antes posible». Añadió que el intendente le pidió que se quedara tranquilo porque se iba a comunicar la directora de Incluir Salud.

Efectivamente, la directora de Incluir Salud lo llamó pero para informarle que el seguro de la moto debía hacerse cargo, no la obra social. «Me enojé y le pedí que me diga sí o no para que no estemos dando vueltas».

Posteriormente, dese el municipio le indicaron que ya estaba autorizada la derivación al hospital San Bernardo (Salta capital) y que había camas disponibles pero antes necesitaban la derivación desde el hospital de Orán, es aquí donde se presentó otro problema porque, según manifestó el joven, ningún profesional quiso darle la derivación a su madre.

Inmediatamente dialogó con el Dr. Barraza y este le dijo que para darle la derivación tiene que hablar antes con el gerente Soria. «No sé qué están esperando ¿que mi mamá pierda la pierna? No podemos seguir así», remarcó.

Por otro lado apuntó contra la falta de insumos en el hospital local. «No hay insumos ni medicamentos. Nosotros tenemos que comprarlos».

Por admin